A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z
  • Twitter
  • Facebook
  • Google Plus
  • Enviar por email


Tipos de amigos


Un amigo es una persona que está presente en las distintas circunstancias que una persona puede atravesar. La amistad es entonces un vínculo afectivo entre dos personas y generalmente se asocian a ésta componentes como entendimiento, sinceridad, interés, respeto, confianza, entre otros.

De acuerdo al motivo y duración existen las siguientes formas de amistades: 

1. Aquellos amigos que ingresan a la vida del individuo por una razón: este tipo de amistad surge cuando uno de los individuos tiene alguna necesidad y es a partir de esta que surge la relación. Lo que se busca a partir del vínculo es satisfacer dicha necesidad, ya sea aconsejando, guiando, ayudando o sosteniendo a la persona en problemas. En estas amistades, una vez que el obstáculo ha sido resulto, poco a poco la amistad se disuelve. No es que existan motivos puntuales o explícitos, sino que fue el mal tramo lo que llevo a los individuos a que se vinculen, y una vez que éste finalizó, parece no haber algo que sostenga al vínculo.

2. Aquellos que forman parte de la vida de un individuo por una temporada: este vínculo surge cuando alguno de los individuos está atravesando una etapa significativa en su vida. Es en ese momento que la persona necesita aprender, evolucionar o compartir y lo hace con un nuevo amigo. Este es el que lo incentiva a que haga cosas de las que no se creía capaz de lograr, le enseña o muestra algo que no conocía, le hace pasar un momento de alegría o paz, etcétera. Si bien esta amistad resulta muy significativa para el individuo ya que es fundamental en el traspaso a una nueva etapa, una vez que esto ocurrió, la amistad se va desgastando poco a poco.

3. Aquellos amigos que forman parte de la vida del individuo para siempre: como su nombre indica, estas amistades están destinadas a perdurar en el tiempo. Son aquellas que pueden surgir por diversos motivos, incluso los mencionados anteriormente, pero permanecen sin importar qué etapa atraviese el individuo. Estos amigos están para ayudar al individuo en los momentos de tristezas y problemas y así también son con los que se pasan los buenos momentos. Es a partir de estas que el individuo forma gran parte de su personalidad, resultando entonces muy significativas. Estas amistades son las que perduran a pesar de las distancias, discusiones y cambios significativos en la vida de quienes la conforman.



Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.


Artículos Relacionados: