Definición de plan de acción

¿Qué es un plan de acción?

Un plan de acción es un conjunto de pasos que se preestablecen con el fin de alcanzar un objetivo de cualquier clase en el futuro. El mero hecho de desear algo no asegura conseguirlo, y todos los objetivos que las personas se plantean requieren mayor o menor esfuerzo, y de nada sirve ese esfuerzo si no está bien orientado, es decir, si apunta a algo que no aporta nada a la causa principal.

Si bien puede parecer ridícula toda la elaboración de un plan de acción para tareas cotidianas o para consumar un objetivo personal (como podría ser graduarse y luego hacer un posgrado en el exterior), en cuestiones más complejas se vuelve necesario, sobre todo cuando eso involucra a un conjunto de personas y de recursos.

Plan de acción en las empresas

Las empresas elaboran los planes de acción en función de criterios determinados por una disciplina muy importante, la administración de empresas. La prioridad está en la eficiencia y en lograr optimizar tiempo, espacio y dinero, pero la confección de un plan de acción trae aparejadas otras ventajas:

  • Da credibilidad a la organización, y muchas veces los accionistas o los patrocinadores buscan analizar y comparar distintos planes de acción de empresas antes de decidirse por invertir o brindar apoyo financiero a una de ellas.
  • En la cuestión operativa, la revisión de un plan de acción antes de la puesta en práctica de una tarea sirve para reducir al mínimo las posibilidades de pasar por alto una cuestión relevante: en muchos casos hay algún paso que se olvida, y luego es demasiado tarde y difícil para volver atrás.
  • Si está concretamente determinado todo el plan de acción, quienes lo ejecutan pueden compenetrarse con todo el proyecto y solamente con la parte que los involucra individualmente, lo que en general propende al éxito del plan.

Cómo armar un plan de acción

El plan de acción se suele confeccionar atendiendo a un flujo lógico de preguntas, con la intención de que su lectura le facilite a un analista del proyecto contar con las respuestas a las preguntas centrales a la hora de analizar ese proyecto:

  • ¿Qué es lo que se hará?
  • ¿Quiénes son los que lo llevarán adelante?
  • ¿Cuándo se pondrá en marcha y cuándo se verán los cambios?
  • ¿Qué es lo que se necesita para llevarlo a cabo?
  • ¿Quiénes deben recibir una comunicación formal del plan?

Esas respuestas suelen estar contestadas de forma ordenada en el plan, y los planes de acción suelen comenzar por una presentación histórica que sitúe el contexto y el fundamento de la acción.

A esto le sigue un análisis de la situación y de los vacíos que vuelven especialmente necesarios al plan. Luego se especifican las metas y los objetivos, junto con los plazos establecidos para ellas, allí se indican las estrategias de aplicación y finalmente se explica el modo de seguimiento y evaluación. Como anexos podrán aparecer las autorizaciones internas o externas que deban pedirse, los presupuestos o los eventuales impactos medioambientales de la puesta en práctica del plan.

La elaboración de un plan de acción que se proyecta a futuro a veces requiere de un largo análisis previo. Es común que para confeccionar planes de acción se convoque a equipos de trabajo especialmente especializados en esa tarea.

La etapa de definición del cronograma del plan de acción exige que se conozcan los recursos tanto humanos como materiales con los que se cuenta, así como el presupuesto al que se puede acceder durante el proceso.

Si bien el plan de acción es importante, la etapa del seguimiento también lo es, y esta debe contemplar la posibilidad de que algunas cosas no salgan como fue planeado por contingencias producidas dentro o fuera de la organización o por cambios coyunturales. Por eso se dice que los planes de acción también deben ser flexibles.

Artículos Relacionados:

Cómo citar este texto

Enciclopedia de Clasificaciones. (2016). Definición de plan de acción. Recuperado de: http://www.tiposde.org/empresas-y-negocios/1021-definicion-de-plan-de-accion/