A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z
  • Twitter
  • Facebook
  • Google Plus
  • Enviar por email


Tipos de abdominales


La palabra abdominal alude a todo aquello que esté vinculado con el abdomen. Este está delimitado por las vísceras y el diafragma. Para tonificar los músculos de dicha zona, existen distintos ejercicios abdominales, entre ellos se encuentran los siguientes:

La silla del capitán: para realizar este ejercicio se deben reclinar los brazos contra dos barras que resistan el peso de la persona. Las piernas deben quedar colgando y el individuo tiene que  levantar las rodillas suavemente hasta que estas alcancen el pecho. Una vez logrado esto, las piernas deben ser llevadas lentamente hacia atrás. Para realizar este ejercicio es imprescindible contar con el aparato de gimnasio correspondiente.

Con pelota de ejercicio: para tonificar los músculos abdominales, la persona debe colocarse boca arriba sobre la pelota y hacer sobre ésta abdominales comunes. Es necesario mantener siempre la pelota estable.

La bicicleta: este abdominal es muy efectivo, aunque resulte bastante sencillo de realizar. Consiste en levantar la cabeza y piernas en el aire mientras se está recostado. Las piernas deben ser movidas en el aire como si se estuviera andando en bicicleta.

Pierna vertical: para realizar este ejercicio, el individuo debe recostarse con la espalda sobre el piso. Luego, se deben suspender las piernas en el aire y mantener las rodillas flexionadas de manera ligera. Las manos deben ser colocadas debajo de las nalgas y permanecer allí durante todo el ejercicio. Lo que el individuo debe lograr es separar los hombros del piso valiéndose de la fuerza que realice con sus abdominales para así conseguirlo. Una vez logrado esto, se debe mantener la postura por unos pocos segundos, para después volver a apoyar los hombros en el suelo y repetir el ejercicio.

Con las manos en la nuca: en este el individuo debe recostarse sobre su espalda, suspender las piernas en el aire, flexionando las rodillas para conformar un ángulo de noventa grados. Una vez logrado esto, deben colocarse las manos sobre la nuca y despegar los hombros del suelo haciendo fuerza con los abdominales.



Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.


Artículos Relacionados: