Tipos de Maestros

¿Qué es un maestro?

Un maestro es quien se encuentra habilitado para enseñar en los ámbitos formales de la educación, generalmente a niños o jóvenes con edades comprendidas entre los tres y los dieciséis años. Es durante esa etapa de la vida cuando el niño adquiere la internalización de ciertas pautas de comportamiento y pasa a integrarse a diversos grupos de pertenencia; se considera que los maestros cumplen un rol fundamental en esta etapa. El concepto de “maestro”, sin embargo, es amplio y ha ido variando a lo largo de la historia. Así, por ejemplo, durante la Edad Media los maestros eran los artesanos formados, que enseñaban su oficio a sus aprendices en talleres o gremios.

Clasificación y Tipos de maestros

Distintos autores han clasificado a los maestros en distintos tipos. Se presentan a continuación tres ejemplos:

 

Kerschensteiner distinguió cuatro tipos de maestros englobando a todo lo que se trata de un docente; luego la teoría agregó dos más:

Maestro angustiado: su forma de enseñar no tiene nada que ver con la iniciativa de sus alumnos. Quiere gobernarlo todo.

Maestro indolente: la antítesis del anterior, deja a total criterio de los educados la dinámica de la clase. Aquí la pereza se disfraza de libertad.

Maestro ponderado: sabe distinguir perfectamente dónde está el espíritu creativo y la iniciativa propia, y dónde se entra en el terreno de la vagancia.

Maestro nato: su preocupación no es la transmisión de conocimientos en sí misma, sino que esta vaya acompañada del desenvolvimiento de la espiritualidad.

Maestro clásico: busca que las cuestiones relacionadas con la docencia sean a la vieja usanza. Su única preocupación es educativa, y sus clases suelen ser rutinarias y repetitivas.

Nuevo maestro: sabiendo que la pedagogía avanza constantemente, el nuevo maestro está al tanto de las tecnologías y de la situación en la que está su educando, y cree que la educación tiene que adaptarse a los cambios positivos. Trabajos grupales, actos escolares, simpatía con el alumno, terminan generando un buen clima de iniciativa y estudio

 

Caselman realiza la siguiente división respecto de la función del docente:

Maestro logotropo: cree que su función es educar para la sociedad, por lo que la transmisión primordial será la de ciertos valores que considera como positivos. La preocupación pedagógica mayor es instruir.

Maestro paidotropo: cree que su función es formar a personas, con capacidad para reflexionar sobre los valores. La instrucción es secundaria a la hora de formar el espíritu de innovación y reflexión.

 

División de Nérici, más relativa a la idea que tiene el docente de sus educandos:

Maestro instructor: presupone que el alumno es un adulto responsable, que su única función es acceder a los conocimientos estipulados que debe internalizar. Similar al ‘maestro clásico’ de Kerschensteiner.

Maestro erudito: tratando de demostrar lo que sabe, a través de la cátedra trata más de impresionar que de acercar al conocimiento. Olvida el proceso de aprendizaje.

Maestro investigador: está al tanto de las últimas innovaciones en toda materia, y la preparación de sus clases le sirve para continuar sus propios estudios. Muchas veces puede servir, pero en un punto puede abusarse de esta educación experimental

Maestro educador: Reúne las mejores condiciones de cada uno de los anteriores.

 

División de Doring, relativa a la relación entre el docente y su alumnado:

Maestro teórico: vive para la ciencia, y educar es una aventura de contacto vivencial con alumnos.

Maestro práctico: se limita a la rutina y al mínimo esfuerzo. Lo principal es la preparación técnica, antes que el crecimiento creativo.

Maestro social: se preocupa por la actitud de sus alumnos. Es fundamental, justamente tratándose de edades en las que la formación de una actitud repercute por muchos años de la adultez.

Maestro autoritario: se siente absolutamente superior a sus alumnos, y cree que siendo severo se dará el verdadero aprendizaje.

 

Una última clasificación ha hecho Adelaide Lisboa de Oliveira, donde el nombre de cada tipo lo describe perfectamente: habla del maestro brillante, el escrupuloso, el mero profesional, el eufórico, el displicente, el poeta, el desconfiado y el sugestivo.

Artículos Relacionados:

Cómo citar este texto

Enciclopedia de Clasificaciones. (2016). Tipos de Maestros. Recuperado de: http://www.tiposde.org/general/841-tipos-de-maestros/