Significado de esperanza

¿Qué es la esperanza?

Se denomina esperanza a un estado de ánimo caracterizado por tener una creencia positiva en el futuro. Esperanza también es un nombre de mujer de origen latino (que significa precisamente “confianza en un futuro mejor”) y el nombre de varios lugares geográficos, especialmente en América y otros lugares de habla hispana.

La esperanza como emoción es usualmente representada por el color verde.

La esperanza como estado emocional

Una persona se encuentra esperanzada cuando, ya sea  a partir de motivos racionales y lógicos o bien, en base a un acto de fe o una creencia, se siente confiada en que podrá alcanzar sus objetivos con éxito o bien en que las circunstancias le serán favorables.

La esperanza suele ser una emoción especialmente útil cuando las personas se encuentran en situaciones personales complicadas, ya sea por problemas de salud, problemas económicos, problemas sentimentales, etc., ya que la esperanza es también una actitud psicológica que permite actuar de manera segura y rápida cuando las circunstancias son desfavorables.

De allí que la pertenencia a un grupo o la participación en una actividad colectiva sean en muchos casos fuente de esperanza para sus miembros, ya que el sostén del grupo y las creencias que éstos sostienen pueden actuar como un estímulo psicológico para el individuo.

Un ejemplo de esto son las religiones, que a partir de sus creencias y sus ritos, pueden darles a los creyentes esperanzas para enfrentar las situaciones más difíciles de la vida, tales como la enfermedad y la muerte.

La esperanza no debe confundirse con el optimismo. Mientras que una persona optimista es aquella que tienen una actitud general de esperar buenos resultados de sus acciones o del contexto, como un rasgo propio de su personalidad, la esperanza, por el contrario, es un estado emocional transitorio, que puede darse en una situación particular o en relación a una cuestión concreta.

La esperanza como una virtud teologal

Dentro del credo cristiano, se considera a la esperanza como una de las tres virtudes teologales, junto a la caridad y la fe.  Además, las virtudes teologales forman un conjunto más amplio con las llamadas virtudes cardinales, que son la templanza, la justicia, la prudencia y la fortaleza.  En conjunto, estas siete virtudes representan la imagen del hombre sostenida por el cristianismo, en tanto aquel que las practique se encontraría más cerca de Dios.

Las virtudes teologales y cardinales se oponen a los pecados capitales, y la esperanza en particular, se considera como la oposición a la desesperación que puede llevar al pecado.

La esperanza de vida

Por último, podemos mencionar que se designa como “esperanza de vida” o “esperanza de vida al nacer” a la cantidad de años que se estima que vivirá una persona según el lugar geográfico donde habite, la clase social a la que pertenezca, sus sexo, sus características biológicas, etc.

La esperanza de vida varía tanto por razones naturales (las mujeres suelen vivir más años que los hombres) como por razones sociales, como se puede ver en la diferencia que existe entre los países más ricos de Europa y América del Norte, cuya esperanza de vida llega  a más de 70 años, y los países más pobres de África, donde en muchos casos no supera los 50 años.


Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Clasificaciones (2017). "Significado de esperanza". Recuperado de: http://www.tiposde.org/general/945-significado-de-esperanza/